La galga, la densidad, el material o el color de las bolsas de residuos determinan su calidad y sus posibles usos.

 

Elegir bolsas de residuos o de basura puede parecer tarea sencilla. Pero la cosa se complica cuando nos encontramos con una oferta demasiado amplia de productos. 

Aspectos como, por ejemplo, la galga, la densidad, el material o el color nos hacen dudar todavía más en nuestra elección.

¿Qué parámetros determinan la calidad de las bolsas de resiudos?

 

  • Galga. La galga es una unidad de medida de longitud que expresa el grosor de los materiales finos. Así, cuanto mayor sea la galga de una bolsa, más resistente será la misma. 
  • Densidad. La densidad es el otro valor que ayuda a determinar la resistencia. Una bolsa con una densidad y una galga altas, será más resistente que una bolsa que presente el mismo valor de galga, pero una densidad menor. 
  • Material. La mayoría de bolsas de residuos, suele estar fabricada en polietileno de baja densidad (PEBD), aunque también podemos encontrarnos con bolsas de residuos de polietileno de alta densidad (PEAD), que es más resistente a altas temperaturas, pero muy poco flexible; o bolsas de residuos con película biodegradable para residuos del mismo tipo. 
  • Color. Los colores pueden ayudarnos a codificar las bolsas y seleccionar qué residuos desechamos en cada una.

Debemos tener en cuenta que, el hecho de que una bolsa tenga una galga y una densidad superiores, no quiere decir necesariamente que sean mejores, ya que serán más difíciles de moldear. 

Si no tienes claro qué bolsa de residuos puede adecuarse mejor a tus necesidades ponte en contacto con nosotros y nuestros expertos te asesorarán. 

Share This